¿Por qué es importante un crédito para empleados de la salud pública?

Tags: salud, salud pública

Existen profesiones dedicadas a velar por los demás, entre ellas están los doctores, enfermeras y personal de la salud pública.

Estos trabajadores dedican su tiempo y esfuerzo a salvar vidas, combatir enfermedades o para que el resto de la población goce de un buen estado de salud.

Aunque el personal dedicado a la salud pública pasa largas jornadas de trabajo al interior de los centros de salud, en ocasiones el salario no es remunerado de acuerdo a las extenuantes horas que dedican todos los días.

Aunque el sueldo de un doctor puede ser un poco más alto, igual que los enfermeros, asistentes médicos y personal administrativo que labora al interior de los hospitales, los sueldos son en promedio bajos para las necesidades que se viven a diario.

Aunado a esto vienen los retrasos de los pagos, pues el personal de salud es uno de los sectores que padecen más la impuntualidad de sus cuotas laborales.

Desde hace algunos años, la economía en México se ha encarecido y los sueldos a duras penas dan para los gastos básicos en cualquier familia.

Por ello actualmente existen créditos pensados exclusivamente en los empleados de salud pública que al igual que otros sectores tienen un cúmulo de gastos con los que lidian mes con mes y que muchas veces los limita para realizar algunos objetivos.

Este conjunto de hechos provoca que los empleados de salud se vean envueltos en constantes dificultades económicas, por ello el préstamo para este sector se vuelve en una luz al final del túnel para vivir sin preocupaciones económicas.

Ahora que se acercan los meses de los gastos fuertes es un buen momento para que cualquiera que sea trabajador del sector salud piense en adquirir un préstamo.

Si quieres incrementar tu patrimonio, emprender un negocio, remodelar tu casa o alguna otra actividad que requiera de un presupuesto que con tu sueldo no alcanzas, existen empresas destinadas a otorgar préstamos a los empleados de salud.

Empresas como Credifiel tienen convenios con las instituciones de salud pública para dotar a los empleados de beneficios que les permiten acceder a créditos para:

  • Emergencias de salud
  • Remodelación de tu casa
  • Inversión en educación para tus hijos
  • Pago de deudas de las tarjetas de crédito.
  • Viajes y vacaciones con tu familia
  • Emergencias por eventos no afortunados
  • Cualquier otra idea que esté en tus planes de futuro

Recomendaciones antes de solicitar un crédito

Si eres empleado de salud y piensas adquirir un crédito, debes de considerar algunos puntos para analizar antes de tomar la decisión.

1. Analiza para qué lo necesitas

Es necesario que antes de solicitar cualquier clase de crédito te preguntes para qué lo necesitas y de cuánto es lo que necesitas.

No importa si el préstamo lo quieres para irte de vacaciones, lo esencial es la claridad del destino del dinero que vas a solicitar.

Recuerda que se trata de dinero, por lo que no es algo que debas de tomar a la ligera, pues aunque la institución financiera te lo otorgue algún día tendrás que devolverlo.

2. Investiga la mejor opción

Es común que el primer referente de una persona en cuestión de créditos sean los bancos; sin embargo, existen más opciones que los consumidores pueden valorar más allá de ellos.

Lo ideal es que investigues qué empresas además de los bancos pueden financiarte el crédito que necesitas, cuáles son los requisitos y el plazo para saldar la deuda.

Si haces una investigación efectiva, sin duda, elegirás la opción que más te convenga tanto en monto como en tiempo para efectuar tus pagos.

3. No descuides el plazo

Cuando adquieres un préstamo es vital que tomes en cuenta el plazo para saldarla.

Asumir un crédito es sinónimo de una responsabilidad que en determinado tiempo tendrás que cumplir, pues si bien la institución financiera te desahoga de un apuro, tu tienes la obligación de devolver hasta el último centavo que te proporcionaron.

Si el plazo se vence y no has concluido tus pagos como se debía, te puedes ver envuelto en un problema mayor.

4. Investiga cuáles son los requisitos

No debes confiarte en que tu estado financiero está impecable y que este será el único requisito que las instituciones te pedirán, por que no es así.

Para no errar en el procedimiento debes de investigar a detalle cuáles son los requerimientos de la empresa con la que pretendes sacar el crédito.

Debes tener en cuenta que de no contar con los requisitos, la empresa puede negarte el préstamo y esto repercute dentro de tu historial.

Sin embargo, empresas como Credifiel son mucho más accesibles en cuestión de requerimientos en cada uno de los créditos que otorga.

Si quieres saber más sobre los préstamos que maneja tanto para empleados de salud pública como para otros sectores, solo tienes que entrar a la sección de créditos y leer los beneficios para cada uno de los rubros que manejan.

Consejos para asegurar una salud financiera y no dejarla a la suerte 

 

Los mejores tips en tu mail