Jubílate del trabajo, no de la vida, ¡viaja!

Tags: viaja

Es muy común que pienses que cuando llega el momento de jubilarte, lo que debes hacer es encerrarte en tu casa y dedicarte a descansar.

En México, esta idea está muy generalizada debido, entre otras cosas, a que la cantidad de personas en edad de retiro va cada día en aumento.

Y es que en nuestro país, las personas se empiezan a jubilar incluso antes de la edad contemplada para ello, que es de 65 años.

Sin embargo, dedicarse a descansar luego de la jubilación no siempre se aplica a la realidad, ya que existen muchas personas que al jubilarse, desean cumplir nuevas metas.

Actualmente, hay una actividad que ha generado gran interés en los jubilados de todo el mundo, ya que les permite disfrutar de una experiencia diferente: viajar.

Y es que los jubilados de la actualidad tienen un interés muy grande por viajar, mucho mayor que el de las generaciones pasadas.

Si tú eres una persona a punto de jubilarse o eres jubilado, leé el siguiente artículo y conoce por qué debes jubilarte del trabajo, pero no de la vida.

Conoce cada día algo nuevo

A pesar de que las personas jubiladas como tú, tienen toda una vida de experiencias y conocimientos a sus espaldas, viajar puede brindarte todavía un mayor número de experiencias.

Al trasladarte a otro punto, ya sea dentro del país o fuera de él, siempre puedes obtener experiencias nuevas que te ayudarán a ampliar tu horizonte de conocimientos y experiencias.

Conocer una nueva ciudad, un nuevo país, un nuevo idioma o una nueva cultura, puede ayudarte a que obtengas un mayor bagaje cultural.

La salud física y emocional mejora

 

null

 Y lo hace de forma excepcional, ya que el cuerpo entra en un estado de actividad física constante.

Por ejemplo, si viajas, te ayuda a mantener el corazón sano, ya que se fortalece cuando caminas para conocer algún lugar.

Además al viajar mantienes tu salud emocional en buena forma, ya que se somete al cuerpo a situaciones que estimulan el cerebro.

Algunas de estas situaciones pueden ser probar nuevos alimentos, conocer entornos novedosos o tratar de entender idiomas diferentes.

Socializar con nuevas personas

Conocer nuevas personas siempre es algo saludable para tu salud emocional y viajando, se vuelve una constante.

Al viajar, las oportunidades de ampliar tu círculo social se hacen más grandes y lo que debes hacer es estar abierto a entablar conversaciones con personas que no conoces.

Muchos investigadores han hecho del conocimiento público que las personas aprenden mucho más al conversar con otras personas que al leer un libro.

Por ello, el conocer personas a la hora de viajar es una excelente forma de ampliar tus conocimientos.

¿Has visto los beneficios de viajar? Pero, ¿cómo puedes hacerlo sin tener que estar ahorrando durante un largo periodo de tiempo? Aquí la respuesta.

Los créditos personales, al rescate de tus vacaciones

null

Seguramente en algún punto de tu vida escuchaste hablar de los créditos personales, herramientas que han permitido a diferentes personas el poder realizar sus sueños.

Este tipo de créditos, a diferencia de los inmobiliarios o los créditos para autos, tienen como ventaja que no están hechos específicamente para un uso.

Por ejemplo, cuando tú solicitas un crédito para comprar una casa, sólo puedes usar el dinero para este fin.

Esto pasa porque los recursos tienen planes de pago y montos especialmente diseñados para estos fines.

Sin embargo, los créditos personales no tienen estos límites, ya que éstos están pensados para que las personas puedan utilizarlos para diversos fines.

Entre estos fines se pueden encontrar:

  • Para pagar una boda.
  • Para pagar un posgrado.
  • Para pagar deudas.
  • Para invertir en un micronegocio.

Como puedes ver, este tipo de créditos están diseñados para satisfacer necesidades muy particulares de las personas que lo solicitan.

Y entre estas oportunidades que brindan los créditos personales, está la de irte de vacaciones.

Si piensas que usar un crédito personal para tus vacaciones es una mala idea, es porque no has pensado en las ventajas que esto te permite.

De entrada, tendrás la oportunidad de contar con el dinero en poco tiempo, ya que usualmente los tiempos de aprobación de este tipo de créditos son cortos.

Otra ventaja será que contarás con tiempo suficiente al regreso de tus vacaciones para que puedas cumplir con tus pagos del crédito.

De esta forma ya solo tendrás que preocuparte por disfrutar de tus vacaciones y te ocuparás de tu crédito al regreso.

Lo mejor es que este tipo de créditos siempre tienen planes de pago que se ajustan a las necesidades de quien los solicita.

Así que deja ya de soñar con las mejores vacaciones de tu vida: aprovecha los beneficios de los créditos personales y viaja a donde tus sueños te lleven.

Lleva contigo las cosas más importantes si te vas de viaje

 

Los mejores tips en tu mail