Como evitar problemas de dinero en el matrimonio

Las personas casadas sabemos que el dinero es una de las razones principales por las que se discute en casa. Esta situación puede ir desde los diálogos amenos hasta los pleitos más agudos. 

No importa si una pareja vive con lo justo para cubrir sus gastos o si tiene más dinero del que puede manejar, aún así experimentarán desacuerdos sobre el dinero en algún momento. 

Puede haber algunas tensiones financieras importantes en el matrimonio, pero si tienes las soluciones correctas, puedes evitar los conflictos y un posible rompimiento.

El dinero no debería afectar el amor, pero una cosa puede llevar a la otra si no sabes cómo llevar las finanzas del hogar de forma adecuada.

Compren artículos personales menos costosos

¿Alguna vez has discutido sobre cuánto gasta en dispositivos electrónicos? Puede parecer un gasto intrascendente para ti, pero se trata una necesidad absoluta para tu pareja.

Por un lado, debes aprender lo que es importante para la otra persona, así podrás entender qué necesita y podrás plantearle una alternativa que le sirva y se ajuste con su presupuesto.

La clave aquí es reconocer que ambos tendrán artículos personales que querrán comprar, algunos de los cuales pueden ser costosos. En lugar de enojarse, anoten los productos que requieren, elaboren un presupuesto que puedan cumplir y compren lo que ambos necesitan.

Esto puede significar que necesitan recortar algo para permitirte obtener lo que consideras importante. Por ejemplo, si tu pareja está absolutamente decidida a comprar el último iPhone, pero no está tan interesado en la tecnología, puede elegir una opción más económica.

Podrían optar por otra alternativa que cumpla con las necesidades de comunicación y entretenimiento que quiere satisfacer. Al hacer esto, ahorrarán una importante suma de dinero y evitarán los pleitos.

Asignen fondos para gastos personales

Para evitar discusiones acaloradas sobre los hábitos de consumo y gasto, pueden asignar una cierta cantidad para gastos personales cada mes. Entonces, ambos podrán gastar su dinero en lo que quieran sin entrar en problemas sobre quién gastó más y en qué. 

No es necesario que sea mucho dinero, pueden ser mil o dos mil pesos, incluso menos si es necesario. Gastar en lo que quieren comprar cada mes hará maravillas. Si eliges guardarlo y comprar algo más grande al final del año, es tu decisión, y es menos probable que peleen por el resultado.

Realicen un presupuesto en pareja

Cuando una persona tiene control sobre sus gastos regulares puede plantearse metas de ahorro, planear compras a futuro y llevar una vida tranquila con unas finanzas sanas.

La vida en pareja puede ser más fácil si se elabora un presupuesto sobre los ingresos y los gastos del hogar. 

Pueden realizar un presupuesto para cada quien y uno conjunto, o solo uno en el que sumen los ingresos y gastos que realizarán al mes. Una vez que hayan acordado un método para hacer un presupuesto, asignen los gastos y generen un ahorro para el futuro.

Deben tener en cuenta las prioridades de compra de cada quien y las del hogar. Asegúrense de que ambos participen en la toma de decisiones. Luego, asegúrate de que cada uno sea responsable de no salirse del presupuesto.

Revisen en conjunto las cuentas bancarias

Algunas parejas casadas tienen cuentas bancarias separadas. Cada uno hace su propio dinero y éste va a una cuenta individual. Este punto es complicado por varios motivos: niveles de ingreso diferentes, necesidades de consumo distintos, entre otros. 

Sin embargo, la revisión en conjunto de las cuentas bancarias puede ayudar a construir confianza. Saber en que gastan ambos habla de la transparencia y la honestidad en el trato de pareja.

Que uno gane más o el otro gaste menos no implica que el dinero deba ser un motivo de conflicto.

Como pareja pueden juntar sus ingresos y gastos, así como se comparte el amor, se pueden compartir las complicaciones de la vida cotidiana. Esto hará más sencilla la contabilidad en el hogar y evitará las discusiones por envidia y resentimientos monetarios. 

Por otro lado, cuando llega el momento de pagar los impuestos, pueden surgir discusiones cuando uno tiene que ayudar al otro. De igual forma, también pueden cooperar; al final son una unidad familiar que comparte todo.

Eliminen las deudas

Las deudas son una carga enorme en los matrimonios, particularmente si uno de los cónyuges ha contraído más deudas que el otro.

La deuda viene en muchas formas y volúmenes, a través de tarjetas de crédito, préstamos para automóviles, hipotecas, juegos de azar, préstamos estudiantiles u otras deudas personales. 

La sensación de estar encadenado por un saldo adeudado puede ejercer una presión pesada e innecesaria sobre una relación. Desarrollen un plan para reducir las deudas y eliminar esa pesada carga.

Estas son algunas de las mejores estrategias para eliminar las deudas que amenazan un matrimonio:

  • Corta tus tarjetas de crédito y no gastes más de lo que ganas.
  • Use tu reembolso de impuestos y cualquier bonificación para pagar tus deudas.
  • Vende artículos innecesarios que tengan en el hogar por dinero en efectivo.
  • Hagan un presupuesto regular con una parte que incluya un monto para lograr la eliminación de la deuda.
  • Consigue un préstamo para poner tus deudas en un solo lugar y liquidarlas, podrás tener una tasa de interés más conveniente y solo tendrás que hacer un pago mensual.

 

Conclusión

No dejes que el dinero controle tu matrimonio. Puedes evitar muchos problemas por dinero familiares si ambos están al tanto de cuántos recursos generan y gastan. La contabilidad familiar es unos de los pilares fundamentales de una vida feliz en pareja. 

Con algunos parámetros básicos, ustedes dos pueden aprender a manejar los factores estresantes del dinero y prevenir discusiones serias que los podrían conducir al divorcio.

Es probable que conozcas a varias parejas que se separaron porque no pudieron establecer formas saludables de administrar el dinero en el hogar.

No permitas que el dinero destruya tu matrimonio: utilízalo para construir un mejor futuro para ti y para tu familia. Lo único que tienes que hacer es analizar cuáles son las formas más adecuadas para llevar las finanzas en el matrimonio. 

Si quieres conocer un poco más sobre cultura financiera, te invitamos a descargar la guía que creamos en Credifiel sobre cultura financiera sin costo alguno. Sabemos que te será de mucha utilidad. 

Guía breve sobre cultura financiera

Los mejores tips en tu mail

Deja un comentario