Adquirir un compromiso financiero es una decisión que no se debe tomar a la ligera, sin embargo, alrededor de ellos existen muchos mitos que hacen que las personas piensen en que no es una buena opción.

En este artículo te diremos si adquirir un préstamo personal es seguro, por qué y cómo puedes darte cuenta de que la empresa con la que realizarás el trámite está certificada.

¡No tienes nada que temer!

art-02-No-tienes-nada-que-temer

Lo primero que debes saber es que la solicitud de un crédito personal es total y completamente segura, siempre y cuando la hagas con la empresa correcta.

Muchos piensan que solicitar un préstamo es sinónimo de un endeudamiento de por vida, pero la realidad es que no es así.

Los préstamos personales te pueden ser muy útiles para diversas cosas como:

  • Alguna emergencia por salud personal o de tu familia
  • Alguna emergencia económica
  • Cumplir tus deseos de remodelación de casa
  • Cumplir tus deseos de compra de auto
  • Cumplir tus deseos de viajar con tu familia
  • La necesidad de terminar con los intereses excesivos de las tarjetas de crédito
  • Brindar el apoyo económico necesario a tus padres jubilados o retirados
  • o cualquier otra cosa que brinde bienestar a tí o tu familia.

Los Diez Mandamientos Infalibles para Obtener un CréditoAdemás es un mito el que te endeudes de por vida, ya que cualquier préstamo personal cuenta con un plazo límite en el que debes saldar tu compromiso financiero que, por lo general, no excede los 5 años.

Lo ideal es que tengas totalmente presente la cantidad exacta que necesitas y que eres capaz de saldar, esto te ayudará a ser responsable con cada uno de los pagos.

Además, en empresas como Credifiel, los créditos pueden ser con descuentos vía nómina por lo que no tienes que preocuparte por ir a pagar el préstamo, pues el descuento se hace inmediato y esto te permite evitar cualquier clase de retraso, mantenerte al día y terminar de saldar tu compromiso en menos de lo que te imaginas.

¿Qué debes tomar en cuenta al momento de solicitar un préstamo?

1. La empresa tiene buena reputación

art-03-La-empresa-tiene-buena-reputacion

Uno de los primeros detalles que debes tomar en cuenta cuando se trata de solicitar un préstamo, es la reputación de la empresa. En realidad este paso es muy sencillo, lo puedes corroborar a través de los casos de éxito con los que cuenta y con los comentarios que tiene en internet.

Actualmente, la mayoría de las empresas cuentan con un sitio web y redes sociales activas en las que podemos ver la reputación y calificación que dan los clientes actuales y pasados sobre la empresa.

Esta opción es ideal para que puedas medir la confiabilidad de la institución financiera que elijas antes de solicitar el crédito personal.

2. Está regulada por CONDUSEF u otra instancia

null

Uno de los puntos más importantes que no puedes pasar por alto es que la financiera que elijas esté certificada por un ente regulatorio al que puedas acudir en caso de algún inconveniente.

Por ejemplo, Credifiel está avalada y regulada por la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros y esto le da seguridad a los clientes, pues significa que es una empresa certificada.

3. Cuenta con asesoría en todo el proceso

art-05-Cuenta-con-asesoria-en-todo-el-proceso

Para que un préstamo sea totalmente seguro para un usuario, debes cerciorarte de que cuente con asesoría durante todo el proceso, ya que es muy común que al hacer este tipo de trámites surjan un sinfín de dudas, por lo que contar con personal capacitado no solo te permitirá resolverlas, sino te dará seguridad.

Es importante que estas dudas las aclares en cada una de las etapas del crédito, principalmente antes de solicitarlo, para que tengas la certeza de cada uno de los detalles antes de adquirir un compromiso financiero.

Muchas veces el quedarse con interrogantes al aire, puede ser causa de malos entendidos, por ello una empresa con asesoría durante todo el proceso te ofrece la seguridad que necesitas.

4. Tiene planes personalizados

art-06-Tiene-planes-personalizados

Para que un préstamo personal sea seguro debe contar con diferentes planes que se ajusten a las necesidades de diferentes perfiles, así como montos reales y que los asesores te recomienden el que es más conveniente para ti, de acuerdo a tus ingresos y solvencia económica.

En Credifiel, por ejemplo, los préstamos puedes adquirirlos desde 2 mil hasta 250 mil pesos, en plazos que van hasta los cinco años, por lo que resulta una opción ideal para diferentes necesidades.

Ahora que ya sabes que los préstamos sí son seguros y cómo identificarlos, no temas solicitar uno, simplemente asegúrate de que cumpla con cada uno de los puntos que mencionamos con anterioridad.

Nuevo llamado a la acción

Los mejores tips en tu mail