¡Quiero comprarme un auto propio y necesito un ingreso extra!

Trabajar durante tantos años y ser parte de alguna institución de gobierno puede tener muchos más beneficios de los que te imaginas. Para muchas personas pensar en el trabajo diario dentro de una oficina puede parecer un martirio y una completa tortura. 

Lo que no saben es que con el paso del tiempo y los buenos hábitos financieros, esto puede convertirse en una gran decisión de vida. Si tú eres trabajadora de gobierno y aún no conoces los beneficios que esto puede darte, a continuación te los enlistaré:

Tendrás acceso a un horario fijo: En muchos trabajos las personas se quejan de las horas extra y que además, los jefes muchas veces no pagan. Trabajar para una empresa gubernamental será todo lo contrario, lo que te permite poder hacer planes previos o posteriores a tu horario laboral.

No tienes porqué preocuparte por esto, al contrario, de esta forma tu vida en el trabajo no se interpondrá con tu vida personal y en familia. Seguramente esta es una de las razones por las que deseas tener un auto que te permita desplazarte de una manera más rápida por la ciudad y sitios turísticos. ¡La diversión nunca se termina!

  • Tu sueldo será base: Un ejemplo claro son los vendedores quienes tienen un sueldo base muy bajo y sus ingresos más fuertes corren a cargo de las comisiones por cada una de las ventas, en este caso, claro, hablamos de un motivante, sin embargo, ¡Tú no tienes que preocuparte por esto! Tu sueldo es algo que tendrás siempre y no habrá que vivir con la presión de las ganancias, aunque quizá pienses que no es suficiente o que tal vez no te alcanza para conseguir todo lo que deseas, puedes aprender algunos tips de administración financiera que te ayuden a organizar mejor los gastos familiares y personales.

 

  • Puedes tener prestaciones y otro tipo de ingresos: Aún cuando las prestaciones deben ser de ley en todas las empresas, sean o no gubernamentales, trabajar en una empresa de gobierno te dará la seguridad y certeza de que contarás con ellas desde el primer momento y que durarán siempre mientras te mantengas dentro de dicha institución. De esta forma, si has permanecido en ella durante 5, 10 o 12 años, seguramente ya habrás tenido mucho tiempo para disfrutar de estos derechos a los que como trabajador, tienes acceso. ¡Aprende nuevas formas de disfrutar estos derechos!

 

  • Puedes hacer actividades para tu propio disfrute: Aunque la familia sea una parte primordial de la vida, tampoco podemos dejar de lado los sueños y las metas personales, es por ello que trabajar en una empresa gubernamental también te permite seguir adelante con las actividades que te brindan más felicidad. ¿Deseas comenzar clases de yoga? ¿Te gustaría aprender administración financiera? ¿Tienes algún hobbie? Entonces aprovecha la oportunidad.

 

  • Disfrutarás de tiempo con tu familia y amigos: Si tu horario de trabajo se termina a las 6pm, ¿Qué estás esperando para planear una tarde de cine con tus hijos? Trabajar para empresas gubernamentales también te da la certeza de tener un horario que te permita disfrutar de más momentos con tu familia. ¿Necesitas un auto para los paseos con tus hijos? No habrá pretexto válido para impedir que esto suceda así. Aunque recurrentemente pienses “¿cómo voy a adquirir un auto si apenas y mi alcanza para los gastos del hogar?” A continuación te diremos algunas formas en las que podrás hacerlo:

Formas de obtener un ingreso extra:

Lleva el negocio contigo: ¿Qué tal pensar en la posibilidad de llevar el desayuno para tus compañeros de oficina? Este podría ser un ingreso extra que puedes obtener derivado de una inversión mínima.

Para que no tengas ninguna pérdida, comienza a relacionarte más y mejor con cada uno de ellos, aprovecha la relación que has tenido por ellos y haz una lista de las personas que estén interesadas, con el paso del tiempo, seguramente esa lista podrá ir creciendo significativamente.

De esta manera, no tienes gastos extra por transporte ni por la renta de un lugar, ¡Un negocio que se adapta a tus actividades cotidianas!

Utiliza tu expertise de los años: Seguramente durante todo el tiempo que has estado en la empresa de gobierno has obtenido conocimientos muy específico e incluso, has desarrollado habilidades que ahora pueden ofrecerte un ingreso extra.

Detente un momento y pienso en ello con calma pues a veces hay cosas que no notamos y pueden ser de gran ayuda al momento de obtener ingresos extra.

Un ejemplo puede ser la redacción o incluso, la rapidez con la que puedes hacer algunas cosas, entre ellas las transcripciones y traducciones. Aunque no lo creas, estos son elementos que te pueden ayudar a ganar dinero.

Vende con ayuda de la tecnología: Las ventas cambiaron de forma y así como antes el éxito estaba detrás del mostrador, en definitiva ahora no es así. Utiliza la empatía a tu favor y pon los canales digitales de tu lado, esto podrá ayudarte a vender algún producto que desees comercializar.

Te recomendamos que elijas un producto el cual conozcas bien e incluso, te guste, de esta forma será mucho más fácil encontrar sus beneficios y hablar de él de forma 100% convincente.

Los beneficios de ser servidor público: ¿Sabías que no todo son las prestaciones? Si así como obtienes tu dinero se te va de las manos por pagar deudas y todos los gastos que tenías pendientes de realizar, entonces necesitas otro tipo de ingresos distinto y además, que hagan rendir tu dinero.

La mejor opción es solicitar un préstamo con el cuál verás tu dinero dar frutos. De esta manera podrás invertir en un auto o incluso, ¡El enganche de tu nueva casa! Lo más importante de contar con un crédito son los beneficios a largo plazo para ti y para tu familia.

Pregunta en tu institución gubernamental por los convenios con instituciones crediticias para que de esta forma también puedas reducir los intereses y además, obtener tu dinero de forma rápida y sencilla.

5 Ideas de negocio con poca inversión

Los mejores tips en tu mail

Deja un comentario