Préstamos inmediatos para empleados del gobierno

Los préstamos inmediatos pueden hacer que agosto sea uno de los mejores meses para comenzar esos proyectos que tienes en mente: desde el viaje de tus sueños hasta la remodelación de tu casa.

Los primeros meses quedaron atrás y tenías metas de año nuevo que seguramente no has podido cumplir por falta de motivación...financiera.

Imagina tener un crédito a tu alcance, que comprenda tu capacidad de pago y que te de la ventaja de ser tomado en cuenta gracias a tus esfuerzos trabajando para alguna institución gubernamental.

Que todos tus años de trabajo sean recompensados con un crédito que te dará la oportunidad de cumplir esa meta que tienes anotada en el cuaderno de pendientes y que ya no quieres dejar pasar.

Conseguir eso que siempre hemos querido no es fácil. Hay muchos factores que en ocasiones hacen que nunca veamos materializado eso que tanto anhelamos con todas nuestras fuerzas.

Algunos de esos obstáculos son el fracaso, el miedo, la aparición de circunstancias inesperadas o la falta de dinero. Todo ello puede ser un impedimento para conseguir nuestros sueños.

Haz que suceda

Hay un sinnúmero de razones por las cuales las personas no cumplen sus metas y las posponen hasta que sienten que tienen una oportunidad. Sin embargo, el destino lo construimos todos los días y tal vez ese momento no llegue porque primero hay que hacer que suceda.

Estas son algunas de las razones por las cuales la gente no llega a sus metas:

  • Piensas que no eres lo suficientemente bueno

Hay un gran problema cuando escuchamos esa vocecita que nos dice que pongamos los pies en la tierra y no hagamos tal cosa porque puede ser muy arriesgado. Está bien conocer nuestro límite porque así podemos medir las consecuencias de nuestras decisiones.

Sin embargo, tampoco debemos dejar que esa voz interior destruya tus intenciones de cumplir esa meta que quieres alcanzar.

  • Crees que no tienes tiempo

A veces piensas que la solución es dejar todo tirado cuando se te cierra una puerta. Sin embargo, esta solo es una excusa para posponer tus planes. Muchas personas que han logrado sus metas se han esforzado para lograrlas, han sido perseverancia y no se rindieron ante la primera dificultad.

Todo objetivo demanda tiempo y esfuerzo, así como ajustar tu vida para lograrlo. Las metas se trabajan con el tiempo.

  • Hacer caso a las críticas negativas

Nunca faltará la persona que te diga que esa meta o sueño que buscas es ridículo. Alguien que te dice que seas realista y que nunca vas a lograr aquello porque es muy difícil; que lo mejor es concentrarse en hacer lo de siempre, cumplir con lo que nos toca y ser feliz.

Sin embargo, esas solo son opiniones. Tú tienes el poder de elegir qué quieres para ti, nadie más.

Los comentarios negativos no deben ser un detenimiento para lograr todo aquello que te propongas, sin importar que sea: las clases de piano, de natación, el viaje a la Riviera Maya, la sala de tus sueños, poner tu negocio de comida, lo que sea.

  • Sentir que no es el momento adecuado

Todos los días es el momento perfecto. Nunca es ni muy tarde ni demasiado pronto para lograr todo lo que quieres hacer en la vida. Tampoco se trata de dejar a la deriva lo que haces actualmente o dejar cosas o compromisos incompletos.

Asume el riesgo de ir planeando poco a poco aquello que estás aplazando. Ve escalando por objetivos pequeños hasta los más grandes y verás que siempre está ahí la oportunidad.

  • No tengo el dinero suficiente

La vida es una y mereces darte ese placer de lograr o cumplir esa idea que no sale de tu cabeza, ya sea para ti o para tu familia. Sé honesto contigo mismo y piensa “Si no es ahora ¿cuándo?”.

Sabemos que la cuestión económica es puede dificultar un poco las cosas, pero analiza bien cómo puedes lograr, con tu presupuesto actual, ahorrar para alcanzar pronto tus objetivos.

Además ¡no estás solo! recuerda que puedes echar mano de instituciones financieras como Credifiel, que te puede prestar de forma rápida y efectiva ¡sin consultar el Buró de Crédito!

¿Te imaginabas algo así?

Credifiel ha diseñado para ti, empleada(o) del gobierno un convenio para materializar ese plan que lleva mucho tiempo dándote vueltas y que hoy puedes hacer realidad con un préstamo inmediato, con intereses preferenciales y plazos de pago amigables con tu bolsillo.

Ser empleado del gobierno nunca tuvo tantas ventajas con el Préstamo Inmediato de Credifiel, el plus que necesita tu sueño para volverse real sin que tengas que sufrir por tus finanzas,

Pide tu crédito y en 48 horas tendrás una respuesta para saber qué tan rápido puedes cumplir esa meta.  

Una vez que tu préstamo está listo para irse contigo, puedes comenzar a pagar a través de dos vías:

Vía NÓMINA

Te podemos prestar desde $2,000.00 hasta $250,000.00 pesos en moneda nacional en plazo de 12 a 48 meses. Y lo mejor de todo es que tus pagos los puedes hacer de manera quincenal o mensual.

La tasa de interés es fija y no tendrás que hacer engorrosas filas para pagar porque el descuento será vía nómina.

Este préstamo es ideal para personas físicas que laboren en dependencias gubernamentales que tengan convenio con Credifiel.

  • Edad desde 18 hasta 70 años.
  • Con antigüedad laboral de 1 año.
  • Que reciban un sueldo de nómina o tengan una tarjeta bancaria.

¿Y los documentos?

Solo necesitas:

Identificación oficial vigente: Credencial INE, pasaporte, cédula profesional (laser).

  • Un comprobante de domicilio actual, ya sea del predial, el teléfono, gas o luz
  • Un comprobante de ingresos de los 2 últimos recibos de nómina.
  • Un estado de cuenta

Vía DOMICILIACIÓN

Te preguntarás cuál es la diferencia. Pues con este Préstamo inmediato puede obtener desde $2,000.00 hasta $50,000.00 pesos en moneda nacional, con un plazo a pagar de 12 hasta 18 meses.

Los pagos también son quincenales o mensuales, con una increíble tasa fija y un descuento vía domiciliación bancaria.

Si eres una persona de 18 a 70 años que labora en dependencia gubernamental con convenio Credifiel, con sueldo recibido por nómina o tarjeta de banco, este préstamo es ideal para ti.

Tus documentos para este préstamo son:

Identificación oficial vigente: Credencial INE, pasaporte, cédula profesional (laser).

  • Un comprobante de domicilio actual, ya sea del predial, el teléfono, gas o luz
  • Un comprobante de ingresos de los 2 últimos recibos de nómina.
  • Un estado de cuenta

Y lo más importante: sin revisión del Buró de Crédito.

Porque confiamos en ti y queremos que confíes en tus sueños te recomendamos nuestro descargable para planear tus metas de vida Tu plan de ahorro para segunda mitad de año.

Guía de proyectos para aprovechar los préstamos a trabajadores del gobierno

Los mejores tips en tu mail

Deja un comentario