Preguntas frecuentes antes de adquirir un crédito

Tags: consejos solicitar crédito, crédito

Adquirir un crédito es una de las importantes decisiones que toma uno en la vida. Aunque las motivaciones que llevan a cada individuo a considerar los préstamos son diferentes, todos coinciden en una serie de preguntas antes de tomar decir el sí definitivo.

Si estás pensando en adquirir un crédito, posiblemente algunas de estas interrogantes pasan por tu mente y si no es importante que te hagas unas de ellas para medir qué crédito te conviene, el monto que puedes pagar, el plazo para saldarlo, entre otras cosas.

1- ¿Por qué voy a endeudarme con un crédito?

Esta pregunta resulta un poco capciosa, pues más que un freno para tu decisión final debe de convertirse en la claridad de tu objetivo de adquisición.

Es importante que como solicitante de un crédito tengas clara la razón por la que estás solicitando el préstamo, pues no es lo mismo adquirir un monto para vivienda a uno para consumo.

En cada modalidad de crédito varía la suma, el plazo de pago, las tasas, los intereses y las garantías, por lo que la primera pregunta que debes hacerte es: ¿para qué necesito el crédito? y por supuesto, si estás dispuesto a adquirir esta responsabilidad con todo lo que conlleva.

Con base a tu respuesta podrás determinar con mayor precisión el tipo de crédito que te conviene o el que se adapte a tus necesidades.

2 - ¿Califico para el préstamo?

Una de las interrogantes más importantes que debes hacerte, sin duda, es esta, pues de ella dependerá la respuesta de las empresas encargadas de evaluar si es conveniente otorgarte el crédito.

Para poder saber si calificas o no para la adquisición de un crédito es indispensable conocer los requisitos que los bancos o empresas crediticias estipulan para poder acceder a un préstamo, ya que si lo solicitas y no cumples con las especificaciones de la compañía que te financiará, solo vas a dañar tu historial.

Es decir, si por ejemplo un banco te rechaza la solicitud de crédito, el otro banco te considerará poco confiable y es probable que tampoco te lo otorgue cuando quieras adquirirlo y así irás acumulando una lista de negaciones que limitarán tus posibilidades de acceder a un préstamo.

Para evitar ser rechazado por las instituciones de crédito es indispensable que solicites a la empresa de tu preferencia los requisitos necesarios con el flujo de efectivo que necesitas demostrar, entre otros factores.

3-¿Cuánto dinero necesito?

Antes de apresurarte a tomar una decisión de adquisición de crédito debes cuestionarte sobre la cantidad real de dinero que necesitas, pues será la pieza clave para no fallar al momento de la devolución del monto.

Para responder a esta interrogante, los especialistas recomiendan realizar una proyección financiera, es decir, desglosar los montos que necesito cubrir con ese crédito para ver si el dinero que me otorgarán me ayudará a salir adelante.

Si por ejemplo solícitas al banco la cantidad de 50 mil pesos, pero al final te das cuenta de que necesitabas 100 mil vas a quedar muy mal en tus objetivos, pues será difícil que puedas saldar el crédito y recuperar lo que invertiste.

Por ello se recomienda que antes de que te acerques a las instituciones crediticias sepas con exactitud a qué destinarás cada centavo.

Se aconseja que los préstamos no sean utilizados para actividades cotidianas como hacer la despensa o comprar ropa, sino se destinen al origen real de la adquisición, pues recuperar cada peso será más complicado si se invierte en cosas para las que no estaba planeado.

4- ¿Por qué es importante considerar el pago de seguros?

Es importante precisar que muchas empresas financieras consideran dentro de las adquisiciones crediticias el pago de los seguros en caso de situaciones impredecibles como muertes, terremotos, incendios, entre otras cosas.

Por lo general las compañías ofrecen pólizas a través de sus propios corredores de seguros; sin embargo, también se recomienda que los solicitantes consulten esta información con su agente personal.

Es común que muchos piensen que si fallecen la deuda se termina, pero la realidad es otra, pues por ejemplo si adquiriste un crédito de vivienda tu familia podría verse en problemas, por ello es importante pensar la mejor manera de proteger a tus seres queridos con el pago de los seguros.

5- ¿Cuál es el estado actual de mis finanzas personales?

La mayoría de las empresas crediticias querrán saber cuál es el estado actual de tu estado financiero, también indagarán sobre préstamos del pasado, deudas de tarjetas, buró de crédito, pago de hipoteca, entre otras cosas.

Es indispensable que antes de pensar en adquirir un crédito tus finanzas personales estén en orden, pues de lo contrario las posibilidades de acceder a uno serán escasas.

Si te haces estas preguntas antes de presentarte a las compañías financieras, las posibilidades de adquirir un crédito serán más efectivas, además de que sabrás manejar el monto que se te otorgue de manera precisa.

El paso a paso para educar tu cartera

 

Los mejores tips en tu mail