Obtén un préstamo para viajar este fin de año

Todos soñamos con unas vacaciones con la familia en la playa, en las montañas o en algún otro lugar paradisíaco que nuestro bello planeta ofrece.

Pero muchas veces postergamos ese sueño por cuestiones económicas, seamos realistas, viajar no es nada barato, requiere de planeación con meses de anticipación, reservar vuelos, hoteles y destinar parte del presupuesto a los gastos que se den en el viaje. La verdad es que siempre gastamos más de lo que pensamos, siempre salen gastos extra, como souvenirs, los restaurantes, los tours, las actividades al aire libre. Después de todo si viajamos es porque queremos divertirnos, conocer nuevas culturas y lugares así como salir de la rutina del día a día.

Viajar es una manera de alimentar el alma, salir a experimentar nuevas aventuras, además; tener la oportunidad de compartirlas con los seres queridos es algo muy valioso. Si lo pensamos de esa manera los recursos que se gastan para el viaje pueden ser considerados como una inversión, una inversión que se refleja en memorias, vivencias y momentos inolvidables. Es disfrutar de tiempo de calidad con tu familia que tanto se necesita en estos tiempos, donde todos están apurados, estresados y ocupados.

Darle la oportunidad a tus hijos de conocer lugares que vieron en películas o simplemente consentirlos y llevarlos de paseo por las bellas playas del caribe es algo que ni ellos ni tú olvidarán. Una época excelente y hermosa para viajar es el fin de año, hay festividades por todos lados y el ambiente en la mayoría de los destinos turísticos es maravilloso, qué mejor manera puede haber de recibir el año nuevo que de viaje, disfrutando con tu familia. Pero te estarás preguntando, ¿Cómo me puedo ir de vacaciones si tengo muchos otros gastos que son prioritarios? Pues es sencillo, hay dos cosas que deberías hacer.

La primera es conseguir el dinero que necesitarás para el viaje, realiza un presupuesto pensando en todo lo que requerirás, aviones, hoteles y gastos. Es recomendable llevar un poco más de lo presupuestado para gastos, como ya dije, usualmente saldrán imprevistos y pues siempre es mejor llevar un poco más para lidiar con ellos. Ya que tienes hecho el presupuesto piensa en cómo vas a solventarlo. Uno pensaría que la única opción es ahorrar y pagar todo de contado, pero eso requiere muchísimo tiempo y perseverancia, además de que los gastos del hogar y del día a día se pueden comer tus ingresos muy rápido, dejándote sin opción de ahorrar.

Afortunadamente existen otras opciones, pedir un préstamo para irte de vacaciones el fin de año es una de las mejores, con esto aseguras un capital grande, en poco tiempo y que puedes ir pagando poco a poco, a lo mejor cuando llegue el día del viaje ya lo habrás pagado en su totalidad y no te tendrás que preocupar por gastar ni un peso más.

Para que este plan funcione de la mejor manera, tienes que planificar el viaje mínimo con 6 meses de antelación, idealmente debería ser un año. Esto por las siguientes razones:

1- En el momento que tienes tu presupuesto es hora de solicitar tu préstamo, ya que lo tienes asegurado es momento de iniciar con los preparativos. No olvides pedir el dinero que tu presupuesto te dicta he incluso un poco más para los ya mencionados gastos de imprevisto, siempre es mejor contar con un extra que te pueda sacar de problemas.

2- El primero de los preparativos debería ser reservar los vuelos, esto es en lo que más vas a gastar, claro, dependiendo el lugar a donde vayas, si es nacional o internacional y considerando la época en la que vas a viajar, que en este caso es fin de año. Los precios podrían llegar a estar inflados debido a que muchas personas deciden pasar año nuevo de viaje. Para solucionar esto es recomendable reservar con mucho tiempo de anticipación, puesto que los precios son más accesibles y hay más opciones que puedes tomar. Ahí podría haber un gran ahorro que te permita contar con más dinero para otras cosas.

3- Nos encontramos con el otro gran gasto del viaje: los hoteles. Las tarifas durante estas fechas también son altas y la disponibilidad es un grave problema, después de todo, los cuartos en un hotel no son infinitos y en año nuevo todos quieren estar en el mejor lugar posible. No te quedes fuera ni pagues miles de pesos innecesariamente. Esto lo puedes solucionar de la misma manera que los vuelos, la planeación y anticipación son los héroes del ahorro. Si reservas las habitaciones que necesitas con meses de anterioridad puedes hasta recibir promociones que te permitan acceder a mejores habitaciones por el mismo precio.

4- Gracias a tu préstamo cuentas con la liquidez suficiente para financiar por completo el viaje, esto te da la oportunidad de empezar a cubrir los preparativos con la antelación ya mencionada. Además de ya tener reservados tanto los vuelos como los hoteles a precios más accesibles, puedes ver cuánto será lo que tienes para gastos, a partir del presupuesto que generaste al principio divide por día el total de dinero que tendrás disponible para gastar, así tendrás una idea más clara de cuál es tu presupuesto diario. Esto evitará que te sobrepases y acabes gastando tu dinero prematuramente, es muy común que en los días finales del viaje los fondos estén muy cortos. Con el presupuesto diario esto no pasará.

La ventaja principal de pedir un préstamo para salir de viaje es que lo puedes ir pagando poco a poco y si lo planeas con tiempo es probable que cuando abordes el avión tu nueva aventura estará pagada por completo. Aprovecha la oportunidad y sal de aventura con tu familia, recibe el año nuevo o en caso de que te salió la idea espontáneamente de llevar a tu familia de viaje para este fin de año, solicita tu préstamo, es rápido, sencillo y con el podrás solventar todos los gastos que conlleva viajar.

Estudio: las ventajas financieras de un crédito

Los mejores tips en tu mail

Deja un comentario