Enseña a tus hijos a traer la riqueza este verano

Llega un momento de las vacaciones en el que tus hijos comienzan a preguntarse qué hacer porque ya están aburridos.

Y entonces comienzan a hacer cosas como dar vueltas por toda tu casa, quejándose de su aburrimiento y en búsqueda de nuevos juegos o actividades para pasar el tiempo.

Y entonces, tanto tú como ellos comienzan a pensar en ideas para aprovechar al máximo esos días de asueto para aprender algo nuevo.

Además de los paseos por la ciudad, las salidas al parque o la reunión con otros niños, piensas en otras opciones que no requieran tanto dinero y que mantengan a tus hijos ocupados.

Incluso, no pasará mucho tiempo para que alguno de ellos te diga que quiere hacer algo más que solo jugar.

Este puede ser el momento para darles pequeñas labores a tus hijos en el periodo vacacional y enseñarles a valorar el dinero, así como comprender mejor todas las situaciones económicas que pueden pasar en el hogar.

Enseñar a tus hijos desde pequeños a valorar el dinero y atraer un poco de riqueza tanto dentro como fuera de casa puede ser uno de los mejores aprendizajes que tus pequeños agradecerán para el futuro.

La creación de buenos hábitos a temprana edad es una de las mejores opciones para pasar un verano diferente.

Aquí te damos algunas ideas para que tus hijos aprendan el verdadero valor del dinero:

Actividades para edades de los 5 a los 11 años

Venta de agua de limón 

Esta idea es muy famosa y tal vez la hayas visto en alguna película estadounidense. Puede resultar algo muy divertido para tus pequeños hacer jugo de limón y ofrecerlo a los vecinos que van pasando.

Puedes ayudarles a hacer un pequeño cartel para las personas que van pasando en tu acera. No sólo puedes vender jugo, aunque para ellos resulte algo muy lúdico el hecho de exprimir los limones para convertirlos en agua. También pueden ofrecer algunos dulces y botanas.

Así, puedes guiarlos para que puedan aprender qué se necesita para administrar un negocio. Y antes de que te des cuenta, tendrás un pequeño empresario en casa.

Dale tareas domésticas

Hay tareas que te quitan mucho tiempo y que probablemente no sea tan necesario que las hagas tú. Incluso, hay lugares de tu casa que no puedes limpiar porque tus dedos de adulto no te permiten realizar ciertas tareas.

Por ello, puedes pagar una comisión para que sus hijos completen una tarea o dos que no necesariamente tienes que realizar: doblar la ropa, limpiar la mesa, regar las plantas o acomodar las cucharas. Cualquiera de estas tareas puede ser bien recompensada.


Organiza una mini venta de garage

Motiva a tus hijos a juntar juguetes que ya no usen y ropa que ya no se les queda para hacer una venta de garaje. La parte interesante es que puedes guiarlos para que gestionen sus negocio.

Pueden elaborar juntos un anuncio llamativo con cartulina para que otras personas y niños vayan. De esta forma, también enseñaras a tus hijos a valorar lo que están ofreciendo y aprenderán a darle un segundo uso a las cosas.

Actividades de verano para niños de 12 a 14 años

Niñera

Los adolescentes y preadolescentes generalmente adoran cuidar niños. Y la niñera es la persona favorita de cada padre con exceso de trabajo. Tus hijos pueden ganar un poco de dinero por mantener ocupado a alguno de sus primos mientras los adultos se encargan de otras labores más fuertes.

No se trata de que tus hijos adolescentes corran riesgos, ya que esta tarea la pueden hacer acompañados de un adulto.

Venta de pasteles y bizcochos

Los niños adoran hacer pastelitos de lodo. Y si quieres que tus hijos aprendan el valor del dinero, puedes montar con ellos un pequeño negocio de postres y pasteles reales y sencillos de preparar.

Debes estar con ellos en el momento de la preparación para que comiencen a hacer sus pininos en la cocina con la vigilancia correcta. Su bizcochos los pueden ofrecer en el mercado local, a las afueras de parques o en la entrada de tu casa. Quizás ese sea el comienzo de tus hijos en el fascinante mundo culinario.

Guía en campamento de verano

En muchos campamentos de verano es muy útil la ayuda de adolescentes para realizar las actividades de entretenimiento con el resto de los asistentes del campamento.

Además de la remuneración económica para tus hijos, les será de gran ayuda conocer a personas y lugares nuevos. Unos días al aire libre los mantendrá lejos del aburrimiento.

Cuidador de animales

Si a tus hijos les encantan los animales, esta actividad puede ser muy entretenido, pues en muchos albergues necesitan personas para pasear y cuidar de los perros y gatos que se encuentran en el lugar.

Y si este trabajo no se realiza en un albergue, puedes animar a tu hijo a sacar a pasear a las mascotas de los vecinos. Esta idea está hecha especialmente para que tus hijos tengan una conciencia de cuidado por los animales, inculcar en ellos el respeto por la naturaleza.

Cortar el pasto

Si tienes una casa con un jardín o arbusto en la banqueta, puedes enseñar a tus hijos a que podar el pasto y la mala hierba que va creciendo. El plan aquí es que después pueda ofrecer su servicio de jardinería a vecinos y amigos.

Normalmente las personas no tienen el tiempo y la paciencia para cortar el césped. Además, este actividad cae como anillo al dedo durante el verano, pues al comenzar la temporada de lluvias, las plantas y flores tienden a crecer más rápido.

Actividades de verano para mayores de 15 años

Soporte tecnológico

Si a tus hijos de esta edad les encanta todo lo relacionado con la tecnología y saben manejar todas las funciones de smartphones y tablets, entonces tienes a un técnico amateur que puede desarrollar todo su potencial ofreciendo sus conocimientos para ayudar a otras personas a resolver todos sus problemas y dudas de uso.

Además, puede ofrecerse para enseñar cómo usar la tecnología para adultos mayores con el fin de que aprendan a sacar el máximo provecho de sus dispositivos móviles.

Empleo en tienda de abarrotes 

Este es uno de los empleos más comunes para los chicos y chicas de esta edad. Es un trabajo que los puede ir encaminando en el campo laboral y que les mostrará algunos de los retos del empleo: responsabilidades, honestidad y proactividad.

Puede ser un empleo de medio tiempo o por algunas horas que le ayudará a fortalecer los valores aprendidos en casa y a adquirir ciertas habilidades contables que le servirán en el futuro.

Todos estas actividades tienen grandes ventajas para tus hijos de acuerdo a su edad. Hay ciertos valores que se pueden aprender de esta manera y la formación de su carácter es una de ellas.

Enseñar a tus hijos a valorar el dinero y a atraerlo mientras aprovechan su tiempo libre los puede encaminar a formar hábitos para tener un vida adulta económicamente estable.

Puedes combinar estas ideas con otras estrategias para enseñar a tus hijos a valorar el dinero este verano y motivarlos a dar pequeños pasos en la educación financiera.

Descubre por qué debes planificar tu economía familiar

Los mejores tips en tu mail

Deja un comentario